lunes, 31 de julio de 2017

Qué lástima...

Qué lástima me causa la gente que se regocija del mal ajeno. Sobre todo porque, mientras lo hace, se olvida de gozar del bien propio.
2013

Amargura

Qué amargo es el abrazo solo. Ése que se entrega a si mismo. Pues no surgen, como aspas, otros brazos que, estrechándolo lo ampare…
©2013

Y las flores…

Y las flores al pie del agua

y las olas al borde de las flores...
©2016